vida comiquera by Fabio Blanco

martes, abril 26, 2005

TELEFÓNICA NOS ODIA (A TODOS)

Tres días sin línea telefónica. Ese es el precio de vivir en Dogpatch. No sé si habrá sido uno de los parientes de Lil' Abner o algún schmoo dominado por un senador republicano, pero en la agitada noche del domingo, alguien se robó los cables, y Telefónica recién los repuso hoy martes a la tarde.

Lo más gracioso (o lo menos gracioso) del asunto, es que poco antes de que el teléfono se quedara mudo, unos supuestos ladrones entraron a una casa a una cuadra de acá, salieron corriendo cuando el dueño de la casa empezó a los gritos y la policía estuvo dando vueltas con tres patrulleros durante un par de horas. No creo que hayan encontrado a nadie. La policía de Dogpatch tiene mas de Fearless Fossdick que de Dick Tracy.

En fin, que lo que más me preocupó de todo fue romper la costumbre de postear casi cada día. Y hasta me arrepentí de no haber escrito nada el sábado, en que estuve con temas acerca de cómo mandar avisos a los lectores del blog y ordenar un poco ese lío de banners enanos de la columna lateral.

Si Telefónica y los cacos quieren, más tarde escribo algo sobre comics y adorno este comunicado oficial (jeje) con algún link canfinflero. Dejenme terminar mi Earl Grey y revisar los 165 e-mails que tengo en la casilla.

¿Has visto Álvaro? No eres el único al que Telefónica odia.