vida comiquera by Fabio Blanco

sábado, octubre 01, 2005


OUT OF THE PANTS

He vuelto. Ha pasado más de una semana desde los terribles acontecimientos que me llevaron a ausentarme no solo de este blog, sino del mundo como lo concebimos. Los hombres que buscan en las estrellas la solución a sus dudas existenciales, quizás no encontrarán más que el horror primordial y la locura en el oscuro torbellino de sus mentes. Pues para el universo, la civilización humana es apenas una mota de polvo en una inconcebible trama de eones.

Hasta ahí llega mi intento de parodiar a H. P. Lovecraft. Estoy releyendo el primer libro que tuve escrito por él y repasando algunas de las historietas que se hicieron alrededor de su obra.

No tengo todas, me falta entre otras, el Lovecraft que escribió Keith Giffen en base a un guión de cine de Hans Rodionoff. Yo tuve ocasión de ver algunas páginas dibujadas por Enrique Breccia, cuando le hice un reportaje para Rolling Stone. Es una biografía muy particular, en la que la imaginería literaria de Lovecraft se mezcla con su vida, que no se si fue tan terrible: pese a su madre loca, a su padre suicida, a su aversión al sexo y a la vida moderna, se trataba de un tipo que tenía tiempo para el humor, para disfrutar de la literatura y de los amigos con los cuales se escribía.

Creo que por ese lado está la forma más acertada de adaptar la ficción lovecraftiana. Mientras leía mi ejemplar de El Color que cayó del Cielo (una antología), casi tan baqueteado como el mismísimo Necronomicón trataba de imaginar cada escena convertida en historieta y es extremadamente difícil. Recuerdo que en la época en que comencé a leer los cuentos que de alguna manera componen los "Mitos de Cthulhu" buscaba con fervor los números de la revista Creepy en los que hubieran aparecido alguno de los episodios escritos por Norberto Buscaglia y dibujados por Alberto Breccia. ¿Por qué? Obviamente por los dibujos de Breccia pero también porque leer el texto era como leer casi íntegro el relato original. Algo así pasa con el El Grimorio Maldito publicado hace poco por la editorial Thalos. Que me encanta, pero las adaptaciones que hace Horacio Lalia de varios cuentos de HPL más uno August Derleth luchan con el mismo problema.

Sinceramente pienso que hay que buscar otros ángulos para convertir esas historias que muchas veces tienen la forma de documentos periodísticos o de investigaciones científicas. Hay que sacrificar la fidelidad al texto en aras de una historieta que impacte como como lo hacen los cuentos originales.

O escribir nuevas historias pensando en el lenguaje del comic. Por ese lado, recomiendo Alan Moore's Yuggoth Cultures que aún cuando no es una antología del todo satisfactoria (algunos de los comics son simples adaptaciones de textos de Moore) creo que puede despertar algunas chispas en quien quiera invocar a los Antiguos con cuadritos de historieta.

Seguiré con este tema (sobre el cual pensaba escribir apenas un párrafo) un poco más adelante, cuando relea el libro de Lalia y otros comics de fungosa e impía malignidad.

Cthulhu fhtagn, Cthulhu fhtagn! Ph'nglui mglw'nafh Cthulhu R'lyeh wgah'nagl fhtagn!